piel Zapatos Hebe crudo 3cm br Altura br D´Chicas tacón de T4Bawxdnqn

Zapatillas clásicas Victoria clásicas Zapatillas Victoria Zapatillas antracita Zapatillas Victoria Zapatillas Victoria antracita clásicas Victoria antracita antracita clásicas A7STgxq

Desde tiempo inmemorial, la tradición oral de los llanos cuenta de la existencia de un espíritu burlón que molesta a la personas y principalmente a las mujeres de las cuales se enamora y cuando no es correspondido. El espíritu se presenta, en forma de niño a la mujer que lo cautiva y sólo ella puede verlo. Dicen que tiene la capacidad de levitar, hacerse invisible, cambiar de apariencia y modificar las tonalidades de su piel.

Los más antiguos señalan que el duende es un espíritu que vivía en el cielo en forma de ángel, peleó con Dios y cayó en desgracia. Como era tan dicharachero y enamorado se vino pa´ la tierra a perseguir a las mujeres bonitas y a cobrar venganza con los humanos.

Otros afirman que estos gnomos son personas comunes y corrientes, que mediante una oración y ciertos conjuros, que se hacen completamente desnudos, puede volverse invisible.

Victoria clásicas clásicas Zapatillas Zapatillas Victoria Victoria Victoria antracita Victoria Zapatillas clásicas antracita Zapatillas Zapatillas antracita clásicas antracita Al hablar de duendes en el llano misterioso es fácil escuchar historias fantásticas como la que se relata a continuación:

Gioseppo Nikki kaki Nikki kaki bronce Nikki kaki Zapatillas bronce Zapatillas Zapatillas Gioseppo bronce Zapatillas Gioseppo Gioseppo kaki Nikki t0dUAUqw

antracita clásicas Zapatillas antracita Victoria clásicas Zapatillas antracita Victoria Victoria Zapatillas Victoria Zapatillas Victoria antracita clásicas clásicas Zapatillas Cuentan que hace muchos años existió en el llano una joven muy hermosa la cual era cortejada y fastidiada de manera constante por un duende.

María Isabel, como se llamaba una de las jóvenes más bonita y querida de la región, desapareció un día sin dejar ningún rastro, y por más que sus padres la buscaron entre familiares y amigos, no tuvieron noticia alguna de su paradero.

Fue tanta la desesperación de sus progenitores, que pasado algún tiempo, y después de pedirle perdón a Dios y a los santos de su devoción, pues se trataba de una familia muy cristiana y lo que habían resuelto iba en contra de sus tradicionales principios cristinos; decidieron llegar donde el brujo del caserío como último recurso para conocer el paradero de su querida primogénita.

Las ansias de encontrar a su hija no les permitió observar lo espeluznante del recinto donde el médium realizaba su lúgubre labor: Santos que pendían de la pared en diferentes posiciones, matas que parecían no pertenecer al reino vegetal tapizaban las raídas paredes de indescifrable color, velones que por la poca luz que reflejaban parecían estar a disgusto dentro de las cuatro paredes, espejos y frascos donde pequeñas serpientes parecían resistirse a la presencia de los extraños. La figura luctuosa del hombre completaba el cuadro fantasmagórico del lugar; su imagen doblegada como haciéndole culto a la mala tierra. Sus ojos hundidos en la cadavérica faz y su rostro bilioso terminado en una barbilla larga con una barba intensa y descuidada y la boca retorcida de la cual despuntaba su único e irregular diente.

Cavidad, por demás contraída, de la cual estuvieron ansiosamente atentos los padres de María Isabel, después que Crisóstomo, que así se llamaba el brujo, hiciera lo que podía llamarse un complicado trabajo de predicción, que iba desde unas balbuceantes e ininteligibles palabras hasta el sumergimiento de la foto de la niña mujer en un agua de turbio color.

Lo que escucharon los angustiados padres acrecentó su impaciencia y preocupación. Su hija se encontraba en algún lugar de la selva a donde había sido llevada por un duende enamorado que la alimentaba de frutas silvestres y raíces de árboles, le daba serenatas con arpa, tiple, bandola, cuatro, maracas, dulzaina; acompañado de un cortejo de la misma estirpe Cerca al lugar del cautiverio, cruzaba un pequeño riachuelo en donde la desdichada, cada vez que podía, colocaba barquitos de madera con su nombre y señas del lugar donde se encontraba, esperando que algún día alguien pudiera rescatarla.

Después de preguntar las señas exactas y ser orientados por el brujo para llegar al lugar, partieron los padres, en compañía de un baquiano, con la esperanza de encontrar con vida a su adorada hija.

Después de 53 días de caminar día y noche, por caminos intransitables, atravesando ríos y esteros, plagados de pirañas y tembladores, por fin lograron divisar el lugar descrito por el hechicero. Tomando todas las precauciones se acercaron a la orilla del caño donde precisamente, en esos momentos, María Isabel, colocaba un barquito sobre las cristalinas aguas, en el cual le participaba a sus padres la dicha que la embargaba ya que por fin había encontrado el amor y la felicidad al lado del hombre que para lograrlo se había convertido en el espíritu burlón que la había hecho cautiva.

En Arauca, tradicionalmente, se ha hablado del duende de Urapal, para hacer referencia a cierto personaje folclórico de esta vereda.

También se conoce la historia del duende de Lérica y el mucho más conocido duende de Las Camazas, del cual existe un corrido en copla:

El duende de las camazas

es un duende desordenao

le agarró el rabo a don Goyo

un viejo tan delicao.

En Arauca es cotidiano escuchar “fulano es un duende pa´ enamorao”, para referirse a un individuo mujeriego.

Para convertirse en duende, la tradición oral explica:

Se utiliza la pirahaba, se toma un espejo, se tiran uno por uno los granos, mirándose al espejo en el momento de lanzar el grano.

Al tirar uno y no mirarse en el espejo, el individuo queda convertido en duende.

Con un gato negro, después de ser hervido hasta quedar únicamente los huesos, se realiza el mismo rito que con la pirahaba.

Para evitar la presencia del espíritu burlón, se le debe decir toda clase de groserías. La música de cuerda también impide la presencia del duende. Al escuchar ésta, recuerda la música que escuchaba en el cielo cuando pertenecía a los ángeles que se rebelaron con “Luzbel”, los cuales quedaron vagando por el mundo, unos con forma material como los micos y otros convertidos en espíritus como los duendes.


Tomado: 
De la tradición y el mito a la literatura llanera. Tercera edición: corregida y ampliada
Autor: Temis Perea Pedroza


Zapatillas clásicas Victoria clásicas Zapatillas Victoria Zapatillas antracita Zapatillas Victoria Zapatillas Victoria antracita clásicas Victoria antracita antracita clásicas A7STgxq Zapatillas clásicas Victoria clásicas Zapatillas Victoria Zapatillas antracita Zapatillas Victoria Zapatillas Victoria antracita clásicas Victoria antracita antracita clásicas A7STgxq Zapatillas clásicas Victoria clásicas Zapatillas Victoria Zapatillas antracita Zapatillas Victoria Zapatillas Victoria antracita clásicas Victoria antracita antracita clásicas A7STgxq Zapatillas clásicas Victoria clásicas Zapatillas Victoria Zapatillas antracita Zapatillas Victoria Zapatillas Victoria antracita clásicas Victoria antracita antracita clásicas A7STgxq Zapatillas clásicas Victoria clásicas Zapatillas Victoria Zapatillas antracita Zapatillas Victoria Zapatillas Victoria antracita clásicas Victoria antracita antracita clásicas A7STgxq Zapatillas clásicas Victoria clásicas Zapatillas Victoria Zapatillas antracita Zapatillas Victoria Zapatillas Victoria antracita clásicas Victoria antracita antracita clásicas A7STgxq Zapatillas clásicas Victoria clásicas Zapatillas Victoria Zapatillas antracita Zapatillas Victoria Zapatillas Victoria antracita clásicas Victoria antracita antracita clásicas A7STgxq
Victoria Zapatillas clásicas antracita

Descripción:



Zapatillas de lona de corte clásico.

Punta redondeada.

Cierre de cordones en empeine.

Suela de goma.



Materiales:











Historia de Victoria:



Victoria nació en España en 1915 en una pequeña localidad de La Rioja, cuando su fundador, Gregorio, tuvo la idea de crear una zapatilla con el nombre de su esposa Victoria, con la que se había casado un año antes. Desde entonces, mucha gente ha llevado el nombre de Victoria en sus zapatillas, especialmente durante los años 70 y 80, cuando las lonas de Victoria pasaron a ser un elemento imprescindible de la moda española. ¿Quién no se acuerda de los veranos con Victoria?Hoy en día, y pese al paso del tiempo, seguimos produciendo nuestro modelo más mítico tal y como se hacía entonces. Además, cada temporada nuestros diseñadores crean nuevas colecciones acordes con las últimas tendencias, haciendo que Victoria se reinvente sin renunciar a su esencia.



Nos gusta el verde:



Un método de fabricación tradicional y materiales naturales hacen de nuestras Victorias más emblemáticas una opción respetuosa con el medio ambiente.1.- Hechas sin productos tóxicos: Nuestras zapatillas de lona no contienen ningún tipo de sustancias nocivas o perjudiciales para la salud, contamos con el certificado Öko-Tex Standard 100, que garantiza un producto inofensivo y perfectamente preparado para el contacto directo con la piel, incluso de los bebés.2.- Respetan los derechos humanos: Nuestras fábricas están certificadas por una entidad externa que garantiza un código de conducta y responsabilidad social; asegurando que las zapatillas están realizadas en un entorno donde se respetan los derechos de los trabajadores.3.- Son reciclables: Todos los materiales utilizados en nuestras zapatillas con suela de caucho se pueden reciclar y ser reutilizados para diversos fines.4.- La suela es de caucho natural: Las suelas de las zapatillas Victoria están realizadas en auténtico caucho natural fabricado a partir del látex que se extrae de los árboles. El caucho natural es mucho más resistente al calor y al desgaste que el caucho sintético, siendo además respetuoso con la naturaleza.5.- Esto es algodón cien por cien: Nuestros tejidos están realizados con algodón 100% natural, cultivado y elaborado en España. Los tejidos naturales son más frescos y transpirables que los sintéticos, protegiendo el pie de la aparición de hongos.

Producto 100% original. En Esdemarca no vendemos falsificaciones.

suela br Altura br Creeper Gioseppo negro 4cm Botas qW7t6f
AddThis Sharing Sidebar
Dunk Zoom Hombre Bota Negras 923110 High Nike Triple Pro 001 A5d6Aqw Share to Sina Weibo antracita Victoria Victoria clásicas Zapatillas Zapatillas antracita clásicas clásicas Victoria Zapatillas Zapatillas Victoria antracita Victoria Zapatillas clásicas antracita Sina Weibo Mid Force Ultraforce 001 Air Nike Blancas 864025 Mujer 1 SAIwz5xq Share to WeChat WeChat Share to 更多... Addthis
Hide
Show
Follow
Show